II CONGRESO INTERNACIONAL DE LINFOLOGÍA. LIPEDEMA

En este artículo queremos ofreceros un resumen de las ponencias sobre Lipedema en el «II Congreso internacional de linfología», que tuvo lugar en Vitoria los días 15, 16 y 17 de octubre de 2021.

Desde la Asociación Española de Linfedema AGRADECEMOS A YOLANDA ROBLEDO el haber compartido sus excelentes resúmenes sobre lo más importante de cada ponencia para que todos podamos estar informados con detalle.


«LINFEDEMA Y LIPEDEMA: DIFERENCIAS Y SIMILITUDES» Dra. Cristina Puigdellivol

Son dos identidades que se parecen poco y se diferencian mucho. El tratamiento en ambos es muy parecido. Y también tienen en común que el tratamiento quirúrgico NO LAS CURA. En ambos casos es muy importante el apoyo emocional.

En el LINFEDEMA hay fallo linfático. No hay dolor

Es MUY IMPORTANTE el tratamiento conservador y el diganóstico. En cuanto al tratamiento quirúrgico se puede realizar: liposucción, anastomosis linfovenosas y transferencias de tejido (ganglios linfáticos).

El LIPEDEMA se desarrolla paralelamente a cambios hormonales que comportan un aumento de estrógenos. En el último consenso publicado en el 2020 concluyen que el edema no es un signo patognomónico o propio del lipedema, aunque existe una tendencia al edema ortostático.

En un artículo de 2019, hacen una clasificación del lipedema en PRIMARIO y SINDRÓMICO. En 2020, identifican el primer gen que se relaciona con el lipedema, AKR1C1. Este gen está directamente relacionado con el lipedema primario, mayoritariamente hereditario.

Existen diferentes mecanismos fisiopatogénicos, muy desconocidos y muy complejos:

  • Adipogénesis
  • Linfangiopatía
  • Microangiopatía

En el pronóstico influyen negativamente la OBESIDAD y los TRASTORNOS HORMONALES.

Los pilares básicos son: dieta, ejercicio de bajo impacto, COMPRESIÓN.

El tratamiento de Terapia descongestiva completa (TDC), con Drenaje linfático Manual (DLM) ayuda incluso cuando no hay edema, mejora el dolor y la fragilidad capilar.

«LA ALIMENTACIÓN EN EL LIPEDEMA: OPTIMIZAR LA CIRUGÍA» Dra. Noemí González

El LIPEDEMA NO ES SÓLO GRASA.

Desde el 2018 se ha definido como enfermedad NO inflamatoria de la grasa y esto no se corresponde con la realidad, según su experiencia. La inflamación es un pilar de esta patología. No nacemos con ella, sino que nos la estamos creando por el estilo de vida que llevamos. Una opción para combatir la INFLAMACIÓN es la DIETA. Hay varias dietas que se recomiendan: RAD, CETOGÉNICA y PALEO.

En su opinión la que recomienda es la ANTIINFLAMATORIA, que se asemeja mucho a la alimentación mediterránea. Es indispensable eliminar: ultraprocesados, azúcar (consumo puntual ), edulcorantes, alcohol (consumo puntual), gluten (disminuir su consumo), carne roja (disminuir consumo) y exceso de lácteos.Así como es indispensable añadir: fruta y verdura fresca, legumbres, productos de temporada, Omega 3, Vit D, BIO y fermentados.

Existe la INFLAMACIÓN DE BAJO GRADO, que evoluciona despacio y poco. Está relacionada con: estrés, hormonas, resistencia a la insulina, actividad física y alimentación.

Con el ayuno disminuye la inflamación de bajo grado.

El ejercicio es un pilar básico. Y respecto a la alimentación es muy importante CUIDAR LA MICROBIOTA.

Es importante en el posoperatorio inmediato, además de lo dicho en otras ponencias, el consumo de carne roja, por el hierro, en este momento. Antes de la cirugía se recomiendan las proteínas vegetales.

Los suplementos tienen una indicación y sólo son necesarios si hay déficit.

Resumen:

  • Requiere mantenimiento
  • No se cura
  • Educación sanitaria necesaria
  • AUTORESPONSABILIDAD

NO ES LO MISMO COMER QUE ALIMENTARSE. Si comemos más natural nuestro organismo será más natural.

“VISIÓN OLÍSTICA Y FUTURO DEL LIPEDEMA» Dra. Ana Torres

Se ha descrito al lipedema como LIPODISTROFIA DOLOROSA. La Dra. Ana Torres da las gracias a los FISIOTERAPEUTAS y a las ASOCIACIONES por ayudar y acompañar a estas pacientes que se siente solas.

Además de las características descritas en las anteriores ponencias, se encuentra también:

  • deterioro físico,
  • problemas articulares,
  • trastornos alimenticios,
  • depresión y
  • enfermedades cardiovasculares (o tienen mayor tendencia a desarrollarlas).

Para plantearse un tratamiento quirúrgico hay que tener en cuenta:

  • el dolor,
  • el grado de reducción de movilidad,
  • el índice de masa corporal y
  • el tipo de tejido graso (afectación columelar o lobular).

La prevalencia es del 10%. Es una prevalencia alta y en la realidad hay un mal diagnóstico de esta entidad. Un 30% de las pacientes tienen una afectación en brazos. Es una patología que NO es reconocida como hereditaria, pero entre el 16-64% tiene antecedentes familiares. Aún se desconoce el gen que puede estar alterado.

Las pruebas de diagnóstico estrella son el eco-doppler y la linfogammagrafia. El diagnóstico diferencial es con la enfermedad de Dercum, de Madelung, con linfedema y con insuficiencia venosa.

Lo primero que debe hacerse es un abordaje CONSERVADOR. Si no funciona y la paciente quiere, se realiza el tratamiento quirúrgico, o bien con técnica WAL o bien con la TUMESCENTE. Según su experiencia con la WAL las pacientes se recuperan antes, pero apunta que quizás sea una cuestión de técnica del cirujano.

En el posoperatorio es importante la COMPRESIÓN MEDIATA. Se debe iniciar con DLM desde el segundo día posoperatorio, movilización precoz y ejercicio diario.

LA PACIENTE DEBE CUIDARSE ANTES, DURANTE Y DESPUÉS DE LA CIRUGÍA.

Destaca la importancia de la escucha y el acompañamiento por parte del médico.

La clave es conocer la enfermedad, conocer el LIPEDEMA, desde su patofisiología, a nivel genético.

PREVENCIÓN: Hay que abordar al paciente desde la adolescencia, el seguimiento es muy importante.

«CLAVES DE DIAGNÓSTICO Y TRATAMIENTO DEL LIPEDEMA» Dr. Enrique Burgos

Comienza lanzando una pregunta a los asistentes sobre el porcentaje de médicos, a nivel global, que conocen lo que es un LIPEDEMA: la respuesta ha sido menor del 3%.

Un aspecto importante que destaca en su tratamiento de la paciente con lipedema es el TIEMPO que hay que tomarse para realizar un historia clínica exhaustiva, dando relevancia al aspecto psicológico de la paciente.

Menciona las características del lipedema:

  • bilateral,
  • piernas en forma de columna,
  • pies libres,
  • signo de grillete o de goma de pelo a nivel del tobillo (y de ahí parte la afectación),
  • la rodilla ha perdido su contorno normal

El dolor es un signo característico del lipedema y hay zonas específicas donde evaluar para confirmar un diagnóstico de LIPEDEMA: a nivel de la cara interna de la rodilla y en la cara interna del 1/3 distal de la pierna (por encima del maleolo interno), le da el nombre del “signo del pellizco”, y a esos punto los denomina puntos gatillo.

En un estudio publicado este año en la revista Rehabilitación, menciona que las pacientes tardan una media de 20 años en ser diagnosticadas desde que empiezan los síntomas.

En grados iniciales destacan la marcada desproporción del tren inferior con el superior, el dolor en los puntillos y, si se duda en el diagnóstico, esperar entre 6 meses y 1 año para confirmar la persistencia de los síntomas.

¡NO HAY QUE OPERAR A TODOS LOS PACIENTES CON LIPEDEMA!

Hay un gran porcentaje que con el tratamiento conservador es suficiente para controlar los síntomas. NO hay una indicación URGENTE para operar un lipedema.

El tratamiento conservador y la dieta son muy importantes e indispensables cuando se plantea un tratamiento quirúrgico del lipedema. Lo más importante, hacer un tratamiento INDIVIDUALIZADO.

Es importante saber que el resultado de la cirugía NO ES PERFECTO. Hay que esperar alrededor de un año para valorar el resultado de la cirugía.

El Dr. Burgos da mucha importancia al tratamiento con DLM en el postoperatorio.

LA CIRUGÍA NO ES EL FINAL DEL CAMINO, DEBE SER EL COMIENZO PARA UN NUEVO ESTILO DE VIDA.

«FLUOROSCOPIA COMO MEDIO DE DIAGNÓSTICO PRECOZ Y DIFERENCIAL DE LINFEDEMA Y LIPEDEMA» Dr. Curro Millán

En el LIPEDEMA falta mucha recolección de datos que ayude a su investigación.

La fluoroscopia es una radiografía del sistema linfático superficial con medición dinámica a tiempo real. Tiene una profundidad de 1,5 a 2cm. Esta técnica se desarrolló con la evolución de las anastomosis linfovenosas. También sirve para hacer un mapeo del sistema linfático superficial con el fin de mejorar el abordaje desde la FISIOTERAPIA. La fluoroscopia nos muestra una imagen con diferentes patrones para evaluar la afectación del sistema linfático.

Otro uso de la fluoroscopia es el screening y diagnóstico precoz del linfedema. Tiene que realizarse esta prueba 3 meses después de la cirugía o de la radioterapia.

La linfografía con verde de indocianina ICG (fluoroscopia) junto con la linforresonancia (LRM) pueden proporcionar una imagen más eficaz para el diagnóstico definitivo del linfedema, que no se puede lograr con la linfogammagrafía por sí sola.

Destaca el análisis psicológico como parte importante del tratamiento, así como un abordaje MULTIDISCIPLINAR. ¡Falta más investigación!

«NUEVAS TEORÍAS ETIOPATOGÉNICAS DEL LIPEDEMA Y SIMILITUDES CON LINFEDEMA. LIPOMESOPLASTIA, NUEVO TRATAMIENTO NO QUIRÚRGICO DEL LIPEDEMA, RELACIÓN CON LAS DIETAS CETOGÉNICAS Y ANTIINFLAMATORIAS» Dr. José Luis Simarro

La presencia de estrógenos en la mujer, debido al ciclo hormonal, produce un aumento de depósito de grasa que se activa durante el embarazo y la lactancia.

La grasa se acumula de dos formas: 

  •  Aumentando el tamaño del adipocito (HIPERTROFIA, que es un proceso inflamatorio)
  •  Aumentando el número de adipocitos, no el volumen (HIPERPLASIA)

Se diferencian dos tipos de tejido adiposo: visceral y superficial. Así como, 3 tipos de adipocitos: marrón, beige y blanco. Los marrones y beige queman grasa gracias a las mitocondrias que poseen. Los blancos, almacenan grasa y no queman.

Los estrógenos intervienen en el proceso de Beiginización (proceso para la diferenciación de los adipocitos entre un tipo u otro) y de la Hiperplasia. Estos procesos están en EQUILIBRIO.

El estímulo INFLAMATORIO es el que producirá una alteración de este equilibrio y el responsable de la aparición del LIPEDEMA.

El lipedema tiene 3 componentes principales:

  • Hereditario
  • Estrogénico
  • Inflamatorio.

La SUMA de los 3 componentes producen LIPEDEMA. Se necesita controlar el componente inflamatorio para controlar el LIPEDEMA.

El grupo médico del Dr. Simarro, junto con otros grupos a nivel mundial, piensan que el factor inflamatorio tiene su origen en el intestino, aumentando la permeabilidad intestinal (HIPERPERMEABILIDAD INTESTINAL).

Han desarrollado la LIPOMESOPLASTIA como tratamiento no quirúrgico para el LIPEDEMA. Consiste en estimular el metabolismo de las células grasas a nivel local, mediante múltiples micropunturas.


La clausura del Congreso se hizo , como no podía ser de otra manera, que rindiendo homenaje a Zuriñe Blasco, fundadora de la primera asociación de pacientes con linfedema y lipedema Adelprise Álava. 

Un homenaje muy merecido, por toda su lucha y trabajo para la divulgación en toda España sobre el linfedema y el lipedema, desde hace más de 25 años.

 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.